Conferencia internacional: La Gran Guerra y el inicio del nuevo mundo

191

Tan2014-9-17_114458303_11Con motivo de la conmemoración del aniversario del inicio de la I Guerra Mundial, en Belgrado se ha organizado una conferencia internacional científico-social con el nombre “La Gran Guerra y el inicio del nuevo mundo: recordatoria actual para la humanidad”. Los organizadores son sociedades sociales serbias y rusas, apoyadas por parte del Ministerio de Asuntos Exteriores de la Federación Rusa, la Dirección para la Cooperación entre las Iglesias de la Iglesia Ortodoxa Rusa, con la colaboración de la Administración del Presidente de Serbia, el Gobierno de Serbia y la Iglesia Ortodoxa Serbia.

Según ha dicho Vladimir Ivanovic Jakunin, director general de la empresa “Ferrocarriles de Rusia”, quien es, entre otras cosas, fundador del Foro Social Mundial “El diálogo de las civilizaciones”, la conferencia de Belgrado reviste gran importancia internacional. Ella se celebra en el año de la conmemoración mundial del centenario del estallido de la I Guerra Mundial, uno de los sucesos más significativos en la historia de la humanidad, el cual no ha perdido actualidad en los análisis de distintos círculos científicos y políticos. Pero, hay muchas cosas relacionadas con la Gran Guerra que han quedado sin una respuesta del todo satisfactoria y completa, sobre todo por lo que respecta a sus efectos en las relaciones internacionales hasta los días de hoy, destacó Jakunjin.

Según indicó Jakunjin, la decisión de que la conferencia se celebre en Belgrado se tomó ante todo por el hecho de que con la proclamación de la guerra a Serbia por parte de Austria-Hungría, haya comenzado la I Guerra Mundial, pero también porque Serbia tuvo, proporcionadamente el número de sus habitantes, el mayor número de muertes humanas durante la conflagración bélica.

Además de funcionarios políticos rusos y serbios, investigadores del área de la historiografía, tecnología y otros campos, en la conferencia de Belgrado participan invitados de varios países europeos. Entre ellos figura el ex presidente de la República Checa, Václav Klaus, quien manifestó su satisfacción por tener la oportunidad de escuchar en Belgrado distintas opiniones acerca de la causa de la I Guerra Mundial. Por cierto, es conocido que según las evidencias de experto forense suizo Archibald Reiss, los soldados checos en la composición de la unidades austro-húngaras, no cometieron un sólo crimen en el territorio de Serbia, y que algunos de ellos incluso pasaron a combatir del lado del ejército serbio.
También Oliver Antic, en calidad de emisario del presidente de Serbia, Tomislav Nikolic, ha saludado la celebración de la conferencia internacional “La Gran Guerra y el inicio del nuevo mundo: recordatoria actual para la humanidad”. Él indicó entre otras cosas, que en la defensa de Belgrado del año 1914, al inicio de la guerra, además de soldados serbios tomaron parte también soldados rusos.

Muchos de los valerosos miembros rusos de la marina fluvial y de la artillería dieron sus vidas defendiendo la capital serbia, bajo las murallas de la Fortaleza de Kalemegdan, quedándose en sus posiciones hasta el otoño de 1915. La mayoría de los que no murieron en ese lugar, perecieron como prisioneros de guerra, o emprendieron el camino del “Gólgota serbio”, en la retirada del ejército serbio a través de Albania

En honor de los héroes rusos, defensores de Belgrado, en el segundo día de la conferencia se develará en Kalemegdan un monumento recordatorio en forma de cruz, con la imagen de San Jorge el Victorioso, obra de un equipo de autores rusos. De esta manera se va a retener por siempre la memoria a los 1.500 marinos rusos, quienes perdieron sus vidas defendiendo Belgrado, de los cuales hasta ahora se sabía poco en Serbia.

Comentarios

SIN COMENTARIOS