El Victor Belgrado

308

Uno de los más apasionantes destinos para visitar en Serbia, es sin duda alguna la ciudad de Belgrado, su capital, y la quinta ciudad más poblada del sureste de Europa después de Estambul (Turquía), Atenas (Grecia), Sofia (Bulgaria) y Bucarest (Rumania).

Una vez terminadas las guerras yugoslavas en los 90, el turismo extranjero poco a poco fue adquiriendo más fuerza, y ahora los visitantes que llegan sobre todo con sus vuelos Belgrado tienen el privilegio de disfrutar de los barrios y monumentos históricos de la ciudad, entre los que sobresale la majestuosa Fortaleza de Kalemegdan (Ciudadela de Belgrado), declarada Monumento de interés cultural de importancia excepcional en 1979.

Esta obra, levanta por encima de la confluencia de los ríos Danubio, cuenta con una rica e increíble historia cercana a los dos mil años, comenzada a construir en el siglo I, y cuya imagen actual se completo a mediados del siglo XVIII. Las murallas construidas y reconstruidas en épocas distintas como protección de invasores, ahora representan un museo muy completo de la historia de Belgrado.

Una vez culminada la primera guerra mundial, un importante referente urbano comenzó a hacer parte de la fisionomía de la Fortaleza, se trata del Pobednik (El Victor “el protector de Belgrado”, el cual fue erigido para conmemorar las victorias en la primera Guerra de los Balcanes, y en la Primera Guerra Mundial cuando serbia era parte del imperio Astro-Húngaro.

Es una de las obras más reconocidas del escultor y arquitecto croata, Ivan Mestrovic, junto a otros bellos ejemplares como la Estatua de Gregorio de Nin en Croacia, y el Spearman en Chicago (1928).

Belgrade – Kalemegdan, Pobednik

La estatua iba ser colocada originalmente en la Plaza Central del barrio Terazije, uno de los más tradicionales de la ciudad, pero la gente de la época no vio con buenos ojos la figura desnuda en medio de tan concurrida zona, y por ello terminó en su ubicación actual, un lugar que se caracteriza por ser un poco más alejado y apacible.

La imagen en bronce posee una altura de aproximadamente 4 metros; y se encuentra ubicada sobre una gran columna de unos 7 metros de altura, que a su vez descansa sobre una gruesa base rectangular. Se puede ver como el hombre desnudo sostiene un halcón en su mano izquierda pendiente de las nuevas amenazas en el horizonte, mientras que en su mano derecha agarra una enorme espada con la que se encuentra listo para ir a la guerra.

(viajeaeuropadeleste)

Comentarios

SIN COMENTARIOS